Felices vacaciones sin Jet Lag

Ya están aquí las esperadas vacaciones y por fin el viaje soñado.

Si el destino elegido es transcontinental, vamos a atravesar en pocas horas varias zonas horarias, lo que puede provocarnos el famoso “Jet Lag” ya que habremos alterado nuestro reloj interno, que se basa en señales ambientales como la luz del día o la temperatura.

Si viajas hacia el este se reducen horas del día y nuestro reloj biológico se adapta peor, al contrario que hacia el oeste, en que te adaptarás mejor al horario (nuestro reloj está programado para funcionar en un día con más de 24 horas). Para que tu viaje sea lo más placentero posible, te sugerimos algunos trucos y recomendaciones que facilitarán tu adaptación al nuevo ritmo.

Antes de viajar: Duerme bien antes de la partida, evitando las bebidas alcohólicas y estimulantes.

Durante el viaje: Consume agua e infusiones de frutas, incluso durante el viaje, para mantenerte bien hidratado. La deshidratación acentúa el efecto del “Jet Lag”. Intenta dormir o pasear, según el horario que tengas en tu destino.

En tu destino: Si faltan unas horas para acostarnos, una taza de Té Negro nos aportará la energía que nos falta para completar la jornada.

Si nos cuesta conciliar el sueño, optaremos por una infusión relajante, que contengan valeriana, flor de naranjo o lavanda.

¡Disfruta del viaje y hasta la vuelta!

Share

Por Tea Shop en Healthcare el 7 agosto, 2012 Coméntalo (0)

Etiquetas: , ,

¡Nos gustaría conocer tu opinión!